NOTICIAS DE ÚLTIMA HORA: Pennsylvania le da un golpe duro a centros de detención familiar

Action at Berks Detention Center

Pennsylvania le da un golpe duro a centros de detención familiar

Se niega la expansión del Centro de detención de Berks y son advertidos que cerrará a través de una carta enviada por el Departamento de servicios humanos de Pennsylvania.

Philadelphia, PA — Después de meses de demandar que cierren el Centro de detención del condado de Berks, una prisión que ha violado los derechos humanos de los que están dentro; de negligencia médica para los hijos y padres, a abusos laborales de los detenidos y la violación de de una joven de 19 años por un guardia del condado; el Departamento de servicios humanos de Pennsylvania (PA DHS) finalmente ha emitido una declaración en cuanto a la licenciatura ilegal del centro. En el verano del 2014 una violación sexual de una joven de 19 años tomó lugar dentro del centro enfrente de otros detenidos, lo cual llamó la atención de varios abogados y grupos comunitarios y los llevó a reaccionar y demandar respuestas. Después de esto siguió una negligencia médica exuberante de niños que llegó al punto de un niño vomitando sangre por cuatro días antes de recibir la atención médica apropiada, y después de muchos abusos laborales a manos del centro, en el que les pagaban a las mujeres $1 al día por limpiar las instalaciones y para junio del 2015, 20 mujeres detenidas empezaron una huelga de trabajo hasta que fueron liberadas.  Todo ese tiempo, PA DHS se mantenía al lado observando y nunca reportando sobre estas violaciones. Hoy ganamos una gran victoria, pues al fin han reconocido lo que esta coalición ha estado diciendo por meses, le deben de revocar la licencia el Centro de detención familiar de Berks.

La coalición para cerrar Berks ha tenido manifestaciones afuera del centro de detención con cienes de miembros comunitarios demandando que cierren el centro mientras las familias organizadas de adentro demandan su libertad. Hubieron protestas, conciertos y vigilias y en septiembre, miembros de la coalición (que incluye a Juntos, GALAEI, Pennsylvania Immigrant and Citizenship Coalition, UUPlan, Migrant Power Movement, Sheller Center for Social Justice, We Belong Together, #Not1More, Detention Watch Network y Human Rights First) entregaron el informe de Human Rights First “Detención familiar en el condado de Berks Pennsylvania (Family Detention in Berks County Pennsylvania),” que detalla los abusos desenfrenados que ocurren dentro, a oficinas de PA DHS en Philadelphia con una pedida oficial para que cierren el centro inmediatamente.

“Esto afirma las demandas que hemos hecho para que cierren el Centro de detención familiar de Berks y demuestra que DHS nunca debió haber licenciado a la instalación desde el principio. También demuestra que el DHS de Texas tampoco debe estar licenciado los centros de detención y que Berks no es un modelo de institución como Inmigración ha dicho que lo es. ¿Cómo puede serlo con todos los abusos de derechos humanos que ocurren dentro? Lo que no demuestra es que Inmigración tiene cualquier intención de cambiar su comportamiento hacia nuestras familias. Ted Dallas no tiene que esperar hasta febrero para liberar a nuestras familias o para cerrar Berks. Nosotros decimos, ni un día más en detención para nuestras familias y si él no lo cierra inmediatamente, nosotros lo veremos cuando marchemos a Harrisburg en noviembre,” dijo Erika Almirón, Directora ejecutiva de Juntos.

Jennifer Lee, Directora legal del Centro Sheller para la justicia social de Temple University Beasley School of Law, dijo, “El Departamento de servicios humanos de Pennsylvania ha ayudado en el confinamiento de niños y familias inmigrantes. Lo ha hecho a través de la licenciatura del BCRC, irónicamente, bajo la reglas promulgadas para ‘proteger la salud, seguridad y el bienestar de niños.’ Podemos pedirle a Ted Dallas, el secretario de PA DHS, que le ponga fin al apoyo estatal para la detención de familias con la revocación inmediata de la licencia del BCRC, liberando a familias inmigrantes, y cerrando la instalación.”

La Campaña para cerrar Berks es una coalición de base luchando para Cerrar el Centro de Detención Familiar de Berks inmediatamente y ponerle fin a la detención de familias. Los miembros incluyen a Juntos, GALAEI, Pennsylvania Immigrant and Citizenship Coalition, UUPlan, Migrant Power Movement, Sheller Center for Social Justice, We Belong Together, #Not1More, Detention Watch Network y Human Rights First. También queremos darles las gracias a todos los abogados pro-bono que han trabajado sin descanso para representar a las familias en detención o en procedimientos de deportación: Caitlin Barry, David Bennion, Jackie Kline, Bridget Cambria y Carol Anne Donahue.

Organizaciones que han firmado en apoyo de la campaña para cerrar Berks

1love Movement

Action AIDS

ACTION United

Buxmont UUF Peace and Justice Committee

Casa San Jose

Cambria and Kline Law

Central American Resource Center (CARECEN)

Coalition of African Communities in Philadelphia (AFRICOM)

Comite de Lucha Pro Licencia, Harrisburg

Conference of Major Superiors of Men

Department of Anthropology – Georgetown University

Detention Watch Network

Disciples of Christ Refugee and Immigration Ministries

Families for Freedom

GALAEI

Georgia Detention Watch

Georgia Latino Alliance for Human Rights

Grassroots Leadership

Human Rights First

Illinois Coalition for Immigrant and Refugee Rights

Jarochicanos

JJ Tiziou Photography

Juntos

Keystone Progress

Latino Advocacy

Law Office of Karenina Wolff, Esq

Leadership Conference of Women Religious

Michelle Angela Ortiz

Mina Mart

Missourians Organizing for Reform and Empowerment

Migrant Power Movement

National Korean American Service and Education Consortium

National Justice for Our Neighbors

National Latino Network: Casa de Esperanza

New Sanctuary Coalition of NY

New Sanctuary Movement of Philadelphia

Not1more

NWDC Resistance

Pathways

PCCY

Pennsylvania NOW

Philadelphia Family Unity Network

Philadelphia JACL

PICC

Pittsburgh LCLAA

Philadelphia Student Union

Raices

Restaurant Opportunity Center of Philadelphia

Sisters of the School of Notre Dame

Society of the Holy Child Jesus

South Philly Barbacoa

Taller Puertoriqueno

Taqueria Los Jimadores

Taquitos de Puebla

Therapy Center of Philadelphia

Tortilleria La Familia LLC

Unitarian Universalist Service Committee

US Human Rights Network

UUPLAN

Victim/Witness Services of South Philadelphia

We Belong Together

William Way Community Center

Filadelfia Unido, Rechezando el Odio que Resulta en Familias Seperadas

IMG_3847

Nuestra Prioridad es Nuestra Comunidad y La Constitución

Por Philadelphia Family Unity Network

El reciente asesinato de Kathryn Steinle en San Francisco por Francisco Sánchez es una tragedia terrible y sin sentido. El dolor de su familia es inimaginable, y debemos permitirles el respeto y la decencia del luto de su manera elegida.

Como una coalición de organizaciones con más de una década de experiencia trabajando con sobrevivientes de la violencia, no teníamos intención de insertar nuestras voces en un momento tan doloroso y privado. Después de repetidas solicitudes de la prensa y los políticos locales que han sido mal informados por los que optan por aprovecharse de este momento para obtener beneficios políticos, sentimos la necesidad de tratar brevemente algunas ideas falsas.

The Philadelphia Family Unity Network (PFUN) es una coalición que trabajó con la administración del alcalde y defensores locales para terminar todas las detenciones de Filadelfia por parte de autoridades de inmigración (ICE) en abril del 2014. Somos líderes de la comunidad inmigrante y jóvenes, documentados e indocumentados, aliados, organizaciones de inmigrantes, los defensores de las necesidades de víctimas y testigos de delitos, personas de fe, líderes centrados en la intersección entre el encarcelamiento y deportación, y defensores de la política.

Tenemos una visión basada en la comunidad de la seguridad, la sanidad y la justicia. Somos llamados por la creencia compartida de que la sanidad de nuestra comunidad viene de abordar las causas fundamentales de la violencia, que tenemos que poner fin a la criminalización de nuestras comunidades y que todas las personas, sin importar su estatus migratorio o condena penal deben permanecer con sus comunidades elegidas. Aunque las personas tienen que hacerse responsables de sus acciones y crímenes, reconocemos que la violencia se deriva de trauma, de la pobreza causada por las políticas económicas devastadoras, la guerra, la migración forzada, comunidades sistemáticamente segregados y con financiación insuficiente y las políticas de inmigración racistas y un sistema de justicia penal que separa y destruye familias y comunidades.

Comunidades Seguras y el programa de detenciones de ICE son políticas que fallaron. Han probado que las detenciones de ICE son inconstitucionales varias veces, y que son la fuerza detrás de la ruptura de la confianza entre los residentes inmigrantes y el gobierno local. Comunidades se organizaron para luchar contra estas políticas en todo el país, y ganaron. Volver para atrás y repetir estas políticas destructivas solamente abre las posibilidades para más abusos contra nuestras comunidades, evitando las causas más profundas de la violencia, y también deja a nuestra ciudad vulnerable a demandas por violaciones de los derechos de las personas. Necesitamos políticas que reflejan nuestros valores como sociedad, que honran la dignidad de nuestra comunidad, que respeten la diversidad de nuestras vidas y que se basen en la creencia de la redención.
La tragedia de la muerte de Kathryn Steinle no debe ser manipulada por aquellos que ven esto como una oportunidad para impulsar una agenda política. La creación de comunidades más seguras es un objetivo común a través de las divisiones que algunos buscan explotar. PFUN seguirá presionando para una reforma significativa y el diálogo hacia este fin.E

Concierto de liberación en el Centro de detención de Berks

¡Con Olmeca, Son Revoltura, Son Cosita Seria, Francisco Benito y Las Zumbatistas!
sábado, 11 de julio
2 p.m. – 4 p.m. 1040 Berks Rd. Leesport PA 
Como parte de de la semana nacional de acción para ponerle fin a detención familiar, el sábado 11 de julio Juntos tendrá un concierto para la familias detenidas en el Centro de detención familiar de Berks.
Algunas familias han sido detenidas por más de un año bajo condiciones duras incluyendo abuso de los guardias y atención médica inadecuada. Con el concierto de liberación miembros de la comunidad y aliados pueden venir a apoyar a las familias y hacerselo claro a inmigración que ya hora de ¡Cerrar Berks!
Únase con grupos locales y nacionales para este concierto con música de Olmeca, Son Revoltura, Son Cosita Seria, Francisco Benito y Las Zumbatistas.
 
Berksdraftspan_web

Reacciones de líderes jóvenes de Juntos sobre el Centro de Detención del Condado de Berks

From right to left; Gabriela Jimenez, Karen Guerrero, Kemberly Martinez

Derecha a isquierda; Gabriela Jimenez, Karen Guerrero, Kemberli Calixto

La Detención y Deportación familiar está mal.

Todas las Detenciones y Deportaciones están mal.

 

Veinte minutos fuera de Reading, Pennsylvania está el Centro de Residencia Familiar de Berks. Dentro de este “Centro Residencial” las mujeres y los niños son detenidos de forma indefinida mientras se encuentran en proceso de deportación, trámites que pueden durar no sólo meses, sino años. Lo que está ocurriendo en el Centro de Berks es simple y llanamente un campo de detención para familias de inmigrantes indocumentados.

Juntos ha luchado durante mucho tiempo por el fin de todas las detenciones y deportaciones de nuestra comunidad y el campo de detención de Berks destaca las profundidades de abuso que se infligieron actualmente en la comunidad indocumentada. En el último año una joven fue violada por un guardia de seguridad frente a niños y ella y los testigos que vieron el hecho siguieron detenidas durante cuatro meses después de que el Centro de Detención se enteró del asalto. La única respuesta de ICE para un asalto sexual, aparte de disparar el guardia, fue en establecer un código de vestimenta estricto para las mujeres detenidas. Recientemente, cuando un niño pequeño comenzó a vomitar sangre ICE y el personal de detención de Berks le negaron la atención médica hasta el cuarto día. Y a través de todo ICE ha negado casi todas las solicitudes de liberación de los detenidos que padecen enfermedades mentales graves y los que han estado en estado de vigilancia en contra de suicidio.

Está claro que el campo de detención de Berks, como todos los campos de detención en todo el país donde se detienen a los inmigrantes indocumentados, deben de ser cerrados. El 12 de mayo 2015 el ICE anunció una mayor supervisión sobre estas instalaciones, pero la supervisión no es la respuesta. Nosotros como una organización no detendremos hasta que el último centro de detención sea cerrado.

Nos hacemos eco de los sentimientos escritos por La junta editorial del New York Times que, “La Detención debe de ser usada como una manera de ayudar a hacer cumplir la ley, pero, en práctica, el sistema engendra crueldad y daño, y despilfarra el dinero de los contribuyentes. Se niega a sus víctimas el debido proceso legal, castigándolos mucho más allá de la escala de cualquier delito. Se destruyen familias y traumatiza a niños. Como un sistema de encarcelamiento masivo – en particular de mujeres y niños que huyen de la persecución en América Central – es inmoral “.

El encarcelamiento de los niños es inhumano y en Pennsylvania es ilegal. Cualquier política que no libera a estas familias, honra su derecho a estar juntos y cierre estos centros de inmediato sería igualmente cruel e inusual. Tenemos que seguir luchando por los derechos humanos de todos en nuestra comunidad. Está claro que el campo de detención de Berks, así como todos los campos de detención, deben cerrarse inmediatamente.

El 2 de mayo de 2015, Juntos, junto con otras organizaciones de la comunidad a través de sureste de Pennsylvania, participó en una acción exigiendo el cierre de Berks. A continuación se presentan las reacciones de algunos de nuestros líderes juveniles que estuvieron presentes ese día.

Karen Guerrero, 16 años  “Que es un centro de detención? Un centro de Detención es un lugar donde niños, padres y madres están detenidos figuradamente. Se puede decir que están encarceladas. Sin poder salir. Ahora ponte en los zapatos de estas madres desesperadas que piden a gritos poder salir y disfrutar los momentos más pequeños y a la vez más grandes con sus hijos. Como padres es muy importante ver a sus hijos graduarse, por eso es que estas personas dejan todo lo que conocen atrás. Imagínate a una madre soltera con dos hijos, uno de 4 y el otro de 5. Esta madre sufrió abusos en su casa desde pequeña, no sabe leer porque en su tierra natal no tuvo los recursos necesarios para estudiar. Ella trabaja muy duro pero sabe que en su país sus dos hijitos no tendrán oportunidad de salir adelante. Entonces por un año, ella ahora su dinero para venir a los Estados Unidos. Ella quiere lo mejor para sus hijitos. Tiene que asegurarse que Inmigración no los detenga si no de que sirve todo su esfuerzo. Ella corre esquivando las balas que la migra le tira y trata de proteger a sus niños.

Pero es mucho cansancio para los niños y están asustados. Los dos niños se ponen a llorar. Uno de ellos se cae y de repente la migra los tiene en sus garras. Se la llevan a un lugar obscuro, a un centro de detencion. Al principio siente que su mundo se cae pero ella toma esperanza cuando le dicen que tiene que estar detenida tres meses con sus hijos para decirle sí se puede quedar o no en el país. En el transcurso del tiempo, esta mujer y sus criaturitas sufren problemas psicológicos y físicos. Aun así no pierde la esperanza y día con día ella se pone más ansiosa. Ella le pido a gritos a Dios que se pueda quedar en este país para poderle dar un buen futuro a sus hijos. Pasaron seis meses y aun no le dicen nada. No es justo que estos niños sufran y vean a su madre golpeada o lastimada. Este país promete  que aquí la gente es libre y la ley justa. Pero esas son mil mentiras. La gente en los centros de detenciones no son libres. Libertad es poder ir a comer un helado o hacer las simples cosas así.

Yo siendo una joven de 16 años no debería de tener miedo por mi familia, por mi comunidad, ni por mi!! Honestamente ya estoy cansada de esta situación. Cuando puse un pie en ese centro de detención, me sentí aprisionada, me sentí triste de no poder entrar y sacar a esos niños. Si yo estuviera en una situación similar y mis hermanos estuvieran ahí, me moriría y no sabría que hacer. Mi familia es tan importante para mí. Mirar a esas mujeres luchadoras y fuertes me hicieron sentir afortunada de conocerlas. Yo solo quería llorar por lo que estaba viendo, no era justo, era triste. Aun así me limpie las lágrimas y me arme de valor porque les quería dar esperanza de que juntos se puede hacer lo imposible. Lo vuelvo a repetir hay que hacer un cambio en el sistema. No tener papeles no es lo único que nos define, ni dice quien somos. Los papeles no nos hacen mejor, ni peor que nadie. Esta protesta me hizo poner los pies sobre la tierra y ver la realidad de las cosas. La injusticia siempre ha estado ahí bajo de nuestras narices. Me hizo dar cuenta que hay persona sufriendo por el gobierno corrupto y que venden a personas inocentes por un par de monedas. NO ES JUSTO y debemos parar esto. Si no para entonces dónde está la humanidad en este mundo? Luchemos por estas personas que serán el futuro de este mundo donde quizás por fin haya paz, comprensión, amor y libertad. Hay que decir NO a la injusticia!”

Kemberli Calixto, age 16: “When I went to Berks Detention Center, honestly I felt scared, excited, but also proud to take part in this protest. I felt proud because I knew I was taking part in a good cause which will help our families be free. I knew that although I would like to do more or give more, it was hard. Yet I knew that this small action would make a change. I have always wanted to be part of a change in this world and make a difference in this messed up place.

Yes it is a messed up place. Why is there discrimination, racism, authority abuse, violence, etc., in this place where we are to be “united” and have “liberty?” Why can’t we just accept one another, I really hate to see when small kids at a young age are racist without knowing. So being part of this makes me proud since I want to be part of a difference and I want to see change too. It’s just not right that small kids have to live in a place where they are only let outside for an hour, then having to go back inside, surrounded by four dark wall and not able to go to the park, run around like kids their age.

So this should change because a difference needs to made and soon. Honestly, I felt excited since I knew that every voice counts, that my action or voice can make a difference. However, I also felt scared because I knew that many things could happen in a protest but the good thing was that everything went well. I also felt sad because when I saw the kids and women’s outside, I just wanted to run towards them, hug them and tell them everything was going to be okay. I wanted to tell them that we won’t give up on them and that a change will come and it will be soon. I know how it feels to feel like you have no one or that the world is done but please help us to bring back the smiles to these innocent kids that only want to be someone in this world. Please help us to give them the education and rights they deserve because no kid should be prevented from achieving in life. I just felt that it is true that “Juntos” or together anything is possible. And like how we say here at JUNTOS, #NOT1MORE and SI SE PUEDE. So yes this was my first protest but it won’t be my last. I will take part in this cause until all Latinos are accepted and not called “illegal.”

Gabriela Jiménez, age… “The Berks family detention center protest was my first protest. I was so excited and nervous. I was excited because it was a chance for me to be part of a change. The more people they see at the protest, the more the families feel supported. I was nervous because I am undocumented and I was afraid they would arrest me, but that didn’t happen because I was safe with the organizers. I really enjoyed the protest, I really want there to be a change in this world where there would be peace, no families getting separated, where people could walk and be wherever they want to be without having to get caught by ICE. They only came to the U.S for a better future for their kids and themselves. I have hope that someday there will be a change, that there will be peace because everybody is not so different really, we are all humans with dreams. The only difference in people are their physical traits and that doesn’t hurt anybody, what hurts is to take people’s chances to get to their dreams because of it. I’m glad I had a chance to be part of a protest to help families because I wouldn’t be happy if my family got separated for a long time, they should be out and enjoying their life. JUNTOS, which means “everybody together” is the greatest power of all. People should always take a chance in protesting what is wrong, because you never know, it may help help families get out of jail.”