Porque Filadelfia NO ES Una Ciudad Santuario

This post is also available in: Inglés

Photo by Hope in Focus Steve Pavey at the DNC 2017 in Philly

Filadelfia ha sido vista como ejemplo a nivel nacional como una de las ciudades para igualar en lo que respecta a las políticas de separación de la policía y la agencia de ICE y no podríamos estar más orgullosos de nuestras comunidades que lideraron esta lucha y nuestros aliados y funcionarios electos que han estado con nosotros para proteger a nuestras familias. Este fue un movimiento para crear un cambio liderado por los más afectados pero debemos ser claros; Filadelfia no es y nunca ha sido una ciudad santuario.

ICE continúa deportando a nuestros seres queridos, ya sea denteniendolos en las calles o haciendo redades en sus casas. ICE todavía tiene acceso a la información de la gente a través de la base de datos de la policía debido al intercambio de datos a través de programas como PARS, y todavía estamos luchando para sacar a mucha gente de la detención. Lo unico que hace Filadelfia es acatar la cuarta enmienda, que requiere que ICE proporcione una orden firmada por un juez si es quiere que la ciudad los ayude a detener a alguien. Por esta razon, Philadelohia es solomente una ciudad que se atiene a la Constitucion y NO una ciudad santuario.

Ya que todavía es permitido que ICE ande por nuestras calles, hemos trabajado duro para educar a nuestras familias sobre sus derechos y para asegurarnos de ellos tambien esten entrenando a otras para protegerse. Sólo el año pasado, nuestros líderes capacitaron a más de 500 familias en sus derechos humanos y sus derechos en lo que concierne a ICE y a la policía y continuaremos haciendo eso mientras construimos Zonas de Derechos Humanos a través de Filadelfia y el estado; Barrios comprometidos a proteger a todos nosotros.

Estamos contentos de que nuestra ciudad tomó los primeros pasos para trabajar con nosotros. Pero todavía hay mucho trabajo por hacer si queremos declarar a Filadelfia como una ciudad santuario, no sólo para los inmigrantes, sino para la gente de color, los pobres, los trabajadores , Etc. Para que filadelfia sea una ciudad santurio de incluir el fin de las políticas policiales de bajo nivel como “Stop and Frisk” y el fin al perfil racial y la política de “Broken Window”, un compromiso para liberar a nuestros seres queridos de la cárcel, acabar con los monitores del grillete que crean prisiones para nuestros seres queridos en sus propios hogares, sólo para las empresas privadas sacaquen provecho de nosotros. Una ciudad santuario se concentraria en obtener más fondos para nuestras escuelas y personal que sean de nuestras comunidades y que esten capacitados para trabajar con nuestras familias y se aseguraría que la policía esté fuera de nuestras escuelas.

En 2016 vimos el surgimiento de varios proyectos de ley anti-inmigrantes introducidos a nivel estatal, amenazando con sacar fondos de las ciudades que se declaran ciudades santuarias. Nosotros estamos aquí para decir que Filadelfia no es una ciudad santuario y tenemos que dejar de decir que lo somos. Hasta que todas nuestras familias estén protegidas contra el racismo y las políticas racistas nunca seremos una ciudad santuario. La palabra santuario acaba de convertirse en una palabra que provoca que gente con odio y racismo nos ataque. Solo debemos usar la palabra santuario si realmente estamos ofreciendo santuario y no lo estamos. Por ejemplo, la familia de Javier y Alma tiene a Javier en el santuario REAL dentro de la iglesia Metodista de la calle Arch, por lo que ICE no puede conseguir que lo deporten, pero si pone un pie fuera de la iglesia, puede ser deportado, porque Filadelfia NO es una ciudad santuario.

Debido a la eleciones anticipamos que debemos esperar más leyes anti-inmigrantes en 2017. Necesitamos prepararnos para esperar un govierno con odio que usa el sentimiento anti-inmigrante para atacar las leyes que sean puesto para proteger a los pobres, los trabajadores, la gente LGBTQ, las mujeres Y por supuesto las familias de color. No se dejen engañar y dado el clima, estamos recomendando que todos aquellos que buscan apoyar a las comunidades de inmigrantes agan lo siguente:

  1. Dejen de usar la palabra santuario para describir cualquier trabajo con la comunidad inmigrante A MENOS QUE usted esté trabajando para proveer un verdadero santuario para nuestras familias contra ataques, deportación, detención, etc. Hay una larga historia en América Latina sobre el movimiento santuario del que todas las personas podemos aprender.
  2. Le pedimos que trabaje y que SIGA el liderazgo de las comunidades que estan siendo afectadas en este momento para aprobar leyes que creen los cambios que nuestras comunidades han pedido durante mucho tiempo.

En este momento tambien aclaramos que la ICE no está en nuestras escuelas (gracias a Dios) y por medio de la ley federal ICE no puede tener acceso a la información de nuestros estudiantes. Si ICE alguna vez decidiera venir a nuestras escuelas, nos uniremos con nuestros aliados en ese momento para estar con luchar encotra de esto. Pero lo que sí exite ahora en nuestras escualas son policías escolares que necesitamos sacar ahi, detectores de metales que hacen que nuestros niños se sientan como criminales, tenemos niños siendo encerrados con sus madres en el Centro de Detención Familiar Berks que están buscando asilo. Tampoco contamos con suficientes consejeros estudiantiles para ayudar a nuestros niños a entrar en las escuelas secundarias o universidades, tenemos maestros y personal que no están debidamente capacitados para apoyar a los jóvenes inmigrantes y a sus familias que pueden estar pasando por una deportación o detención seres queridos, Tenemos aulas sobrepobladas, escuelas que no permiten a nuestros padres ser voluntarios debido a que son indocumentados y hay un apoyo muy limitado para nuestros padres en cuestiones de idioma.

En nuestras calles estamos empezando a sentir los efectos que el gobierno de Trump trae como algunos oficiales de policía se sienten con el derecho de cometer perfil racial más agresivo encontra de nuestras familias; Negando servicios de traducción a aquellos que lo necesitan, parando y deteniendo a personas sin ninguna razón y amenazando a las personas con arresto si es que defienden sus derechos. No es ninguna sorpresa que algunos de estos oficiales se comporten de esta manera, dado a que el sindicato, la Orden Fraternal de la Policía, respaldó a Trump como presidente; Un hombre que dirigió su campaña contra el sentimiento anti-inmigrante y las políticas anti-negro.

Los problemas que estamos a punto de enfrentar son inmensos, pero hay que peliar junto a los líderes de nuestra comunidad para obtener los cambios que nuestras familias necesitan y que han estado pidiendo desde hace mucho tiempo. Hay que asegurarnos de que aquellos que están en contacto con nuestras familias estén adecuadamente capacitados en cómo apoyarlos contra las deportaciones, el trauma y cómo tener acceso a mejores oportunidades educativas. Trabajemos con otras comunidades para poner fin a la política de “rotura de ventanas” y políticas como “Stop and Frisk”.

Le pedimos respetuosamente que dejen de usar la palabra Santuario en este momento; Es una descripción inadecuada de nuestra ciudad. Trabajemos juntos para construir el tipo de ciudad en la que todos queremos vivir, que respete todos nuestros DERECHOS HUMANOS, sin importar su raza, género, estatus migratorio, orientación sexual, etc.

Juntos